Comunicadores del Sur

www.comunicadoresdelsur.com.ar

 

Posse renunci├│

 

Posse renunció

23.12.2009

 

Abel Posse tuvo la cualidad de decir aquello que cualquier derechazo como él disfraza. Y se vio obligado a renunciar por el amplio arco opositor que se reunió contra su política de represión y mano dura.

Marketing fue lo que le faltó a Abel Posse. Una política de marketing que PROmoviera su visión “independiente” de la educación, de la sociedad y hasta del rock. O que se presentara en el programa de Marcelo Tinelli al grito de “alica – alicate”.
Pero Posse optó por el camino de decir desembozadamente lo que muchos a su alrededor piensan pero que ante la presencia de una cámara o un micrófono “queda mal” decir.
Y se fue de la misma manera. Las declaraciones realizadas por el hoy ex ministro de educación a Radio 10, su radio preferida, conservan la coherencia lingüística demostrada durante la última semana. Dijo Posse: "ganó la prepotencia disfrazada de democracia", refiriéndose a su renuncia y calificó despectivamente de “turba” a las organizaciones sindicales docentes, estudiantiles y de derechos humanos que el viernes pasado se manifestaron contra su designación.
Pero por si quedaba alguna duda a qué llamaba “turba”, Posse se explayó: "esa minoría dominante" que, según dijo, lo obligó "a dar un paso al costado, sabiendo que la mayoría democrática se impondrá definitivamente sobre esas minorías destructivas e irracionales".
El jefe de gobierno Mauricio Macri, responsable del nombramiento de Posse, lo calificó la semana pasada como "demasiado provocador". Para Macri "demasiado provocador" es aquel que llama a la represión como una  “obligación” del Estado, que defiende a los genocidas de la última dictadura militar como militares “ilegítimamente encarcelados (…) que lograron el cometido de aniquilar a la guerrilla en sólo diez meses” y que a los ex detenidos-desaparecidos los califica como un “residuo de subversivos” de los años 70.
Para Macri eso es ser “demasiado provocador” pero no constituye  “ningún tipo de apología antidemocrática" sino que el ministro renunciante “planteó un punto de vista donde algunos pueden estar de acuerdo y otros no; lo hizo como intelectual y escritor independiente".
Para el jefe de gobierno porteño el nombramiento de Posse se encuadra en la línea de su partido, el PRO. Dijo Mauricio que el PRO esta abierto a toda aquella gente que como Abel intenta aportar “soluciones” y dejar de lado "debates con fantasmas del pasado, que no sirve para nada".
El repudio social provino de un amplísimo arco social y político que busco rápidamente diferenciarse de los dichos de Posse. Ademys, sindicato docente de capital, había anunciado que en caso de que Posse continuara en el cargo peligraba el inicio del ciclo lectivo. En tanto, el secretario adjunto de UDA de Capital, Gustavo Frutto, afirmó que si Posse va a utilizar esta metodología de diálogo “indudablemente empezamos muy mal".
Sindicatos, partidos políticos, organizaciones de derechos humanos mostraron su repudio cívico y su indignación. Para Posse esta demostración significó un "inédito escándalo nacional".

Usted es el visitante N┬░